La Rosácea

acne acne rosacea Coach funcional funcional fx Nutrition coach nutricion nutricion funcional rosacea wellness

Por Ana Maria Aguirre 

Cat lady sin gatos. Obsesionada con la música, la cosmética y NYC. Políticamente siempre incorrecta. De pequeña me creía She-ra (Master of the Universe), pero a lo mucho llegué a Máster en comunicación pública de la ciencia (entre otras novelerías). 

 

El acné rosácea o rosácea es un desorden inflamatorio que afecta el área central del rostro. Las más afectadas son personas caucásicas, mujeres, aunque los casos más severos se dan en hombres.

Por lo general se da en adultos mayores a 30 años, muy raros casos en jóvenes. 

Se caracteriza por la presencia de eritema (enrojecimiento de la piel) , telangiectasias (arañas vasculares) y pústulas superficiales. Rara vez involucra también espalda y pecho. En un inicio se manifiesta con enrojecimiento en respuesta a estímulos emocionales, calor, comida picante, alcohol, bebidas calientes. A medida que la enfermedad avanza, la rojez dura más tiempo y eventualmente se hace permanente. Sobre la rojez pueden aparecer pústulas, pápulas y telangiectasias. También puede afectar los ojos (rosácea ocular), y para ello se debe visitar a un oftalmólogo.

El tratamiento

Durante mucho tiempo el acné rosácea ha sido tratado por dermatólogos como una enfermedad de la piel, de manera tópica con metronidazole (antibiótico antimicrobiano) o sulfacetamida sódica (antibiótico usado para tratar acné). Casos más severos han sido tratados con medicamentos vía oral como tetracyclines.

Pero, ¿realmente han sido efectivos estos tratamientos? 

En la actualidad, la medicina funcional considera la rosácea como una enfermedad inflamatoria autoinmune, relacionada estrechamente con el intestino, siendo una de sus causas la disbiosis - el crecimiento excesivo de bacterias en el intestino delgado. 

En un estudio de 113 pacientes con rosácea, concluyeron que todos tenían disbiosis intestinal (desbalance en la del equilibrio microbiano de la microbiota) y al erradicarla todos mejoraron e incluso revirtieron sus lesiones y mantuvieron sus resultados por al menos 9 meses.

Otros datos de estudios han demostrado que hay pacientes con rosácea que tienen insuficiencia exocrina pancreática y que responden a enzimas pancreáticas vía oral.

La infección bacteriana por helicobacter pylori puede también jugar un rol en la rosácea. 

Estas nuevas revelaciones nos indican un nuevo camino para combatir esta enfermedad, que no tiene nada que ver con la parte externa sino interna de nuestro organismo, y se origina en el intestino. Si en los estudios se demostró que la disbiosis era una de las causas de esta enfermedad, suena ilógico tratarla justamente con antibióticos que en un principio, su uso excesivo es lo que causó el desequilibrio de la microbiota intestinal.

Recomendaciones

Como estudiante de nutrición funcional, y por experiencia propia, yo recomiendo tomar los siguientes pasos como punto de partida antes de recurrir a medicinas que pueden comprometer la salud de nuestros órganos y/o empeorar la situación:

Dieta/Nutrición

Llevar una alimentación sana, equilibrada, llena de alimentos reales, es fundamental para la salud integral del ser humano.

  • El primer paso que recomiendo es eliminar glúten, lácteos y azúcares refinados (y todos los procesados). Esto nos ayudará a 1. desinflamar nuestro sistema digestivo. 2. volver a tener un balance de nuestra flora intestinal, dejando de alimentar a las bacterias que causan infección, así como también 3. eliminar alimentos que pueden estar causando sensibilidades o intolerancias.
  • Incrementar grasas buenas ricas en ácidos grasos omega 3 como: aceite de oliva, aceite de aguacate, almendras, pistachos, linaza, semillas de chia. Consumir pescados de pesca salvaje bajos en mercurio como salmón y sardinas. Evitar cocinar con aceites tóxicos como canola, maíz, girasol. Esos aceites son altos en omega 6, nos inflaman y nos llevan a tener riesgo cardiovascular, hígado graso, entre otras enfermedades. 
  • Incorporar alimentos fermentados que te aporten probióticos, como kimchi, miso, sauerkraut. Ahora encuentras muchas opciones en el mercado, incluso puedes prepararlos tu mismo.
  • Consumir proteínas de órganos como el corazón que es alto en CoQ10, lo cual te va a ayudar de manera increíble a desinflamar tu piel porque es el mejor alimento para las mitocondria (además de ser antiedad por mantener la mitocondria saludable).

Activar el nervio vago

El nervio vago es el nervio más grande del cuerpo humano, y está relacionado con funciones importantes como la digestiva. Al activarlo vamos a mejorar nuestra digestión y salud general.

Para activarlo:

  • hacer gárgaras (con sal es antiséptico y eliminamos bacterias)
  • cantar
  • repetir "OM" (estimula las cuerdas vocales)
  • cepillar la lengua hasta atrás para ligeramente provocar arcadas.

Generar más jugo gástrico

Contrario a la creencia popular, la mayoría de problemas digestivos se dan por falta de ácido en el estómago. El ácido que segrega nuestro estómago es sumamente importante para poder digerir y romper las moléculas de los alimentos para convertirlas en hidrosolubles y que se puedan absorber y entrar al torrente sanguíneo. El ácido además protege al organismo de bacterias y patógenos como la salmonela etc.

Para generar más ácido:

  • Toma medio limón o una cdta. de vinagre de manzana fermentado (con la madre) diluido en un vaso de agua tibia, en ayunas o después de la comida
  • Bendice tus alimentos y disfruta del momento para que también actives tu salivación.
  • Come despacio, masticando bien y si estrés.

Manejo de estrés

El estrés ya sea físico o emocional, causa daños en nuestro organismo. Por eso muchas enfermedades se ven agravadas por el estrés crónico. Te doy 2 técnicas muy sencillas para que empieces a manejarlo:

  • Respira. Inhala y exhala profunda y lentamente.
  • Medita. Puedes empezar con 5 minutos de respiración. Hay apps como Calm o Headspace que te pueden ayudar.
  • Ejercítate. Realizar un ejercicio ligero y constante a diario te ayuda mucho a regular tus hormonas y relajarte. No es necesario nada extremo, pero si puede hacer ejercicio de resistencia unas 3 veces por semana, mejor aún. Es más benéfico si lo realizas al aire libre, en contacto con la naturaleza, como por ejemplo en un parque.

Suplementos

Puedes incorporar ciertos suplementos si sientes que aún no estás absorbiendo los nutrientes necesarios con tu alimentación, siempre con la guía de un profesional y monitoreando los niveles mediante exámenes de laboratorio.

  • Omega 3 (krill oil)
  • Probióticos 
  • CoQ10 (Ubiquinol)
  • Vitamina C
  • L-glutamine

Evitar la contaminación

Evita estar en contacto con productos químicos dañinos para tu salud, con disyuntores hormonales como parabenos, ftalatos, plomo, mercurio, entre otros. Elige productos cosméticos y de limpieza que no sean abrasivos, lo más libre de tóxicos posible.

Hidratar la piel

Utiliza un hidratante suave y preferible natural. Te recomiendo el aceite de oro 24k, el cual ha sido muy eficaz para pieles con rosácea. No olvides tomar mucha agua.

 

 

 *AVISO: ESTE ARTICULO ES MERAMENTE INFORMATIVO Y NO PRETENDE REEMPLAZAR LA OPINIÓN DE UN MÉDICO NI TRATAR NI DIAGNOSTICAR. SI TIENE ALGÚN SÍNTOMA RELACIONADO, CONSULTE A SU MÉDICO.

 

 



Publicación más antigua


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados